Costos de la educación entre los principales afectados por la alta inflación

88
0

En abril de 2022, el incremento de precios de la cesta de educación en la región Costa (5,38%) fue del doble que el registrado en la Sierra (2,69%). El precio de los útiles escolares registró la mayor subida de los últimos seis años.

El bolsillo de los ecuatoriano se ha visto afectado por varias vías durante los últimos dos años. Por un lado, los ingresos de las familias no recuperan los niveles pre pandemia, y se registra un apreciable retroceso de la llamada clase media. Por otro lado, la creciente inflación, o el aumento generalizado de precios, reduce el poder adquisitivo del presupuesto mensual.

Uno de los aspectos más afectados por la inflación es el costo de la educación.  Con corte a abril de 2022, el precio de los útiles escolares se disparó un 8,65%. Este porcentaje más que duplicó las subidas más altas de los últimos seis años: abril de 2016 con 3,62% y abril de 2019 con 3,36%.

Así, por ejemplo, los cuadernos universitarios de 100 hojas costaron al menos $1,35 , cuando el monto llegaba a $1 en 2019 y hasta $1,10 en 2021.

Rosario Benalcázar, dueña de una papelería en el norte de Quito, comentó que hay escasez de papel; además, los  problemas de transporte y logística a escala mundial empujan al alza toda la estructura de costos. En la Costa, en promedio, la cesta de educación, que incluye los implementos básicos, tuvo un incremento mínimo del 5,38%; mientras en la Sierra el aumento mínimo llega al 2,69%

“Hay listas de útiles que pueden costar alrededor de $50 dólares, pero existen casos en donde se supera los $200″, puntualizó Benalcázar.

Rita Manosalvas, madre de familia, puntualizó que, cuando las clases eran virtuales, como máximo gastaba $5 mensuales en materiales; pero ahora los requerimientos superan los $30.

A pesar de los mayores costos, los negocios esperan que existe un repunte de, al menos, el 50% en las ventas durante 2022. Este repunte sería un gran alivio, pero todavía no compensaría el desplome del 80% en 2020 y del 60% en 2021.

Ricardo Clavel, dueño de otro negocio en la zona de Calderón (norte Quito), comentó que hace dos años, antes del embate de la pandemia, muchas tiendas adquirieron créditos ( en su caso de $12.000) para comprar mercadería. Pero al desplomarse las ventas, se ha tenido que endeudarse más para cubrir el hueco de ingresos hasta que mejoren las cosas.

Artículo anteriorPara el Gobierno, llamado de la Conaie a movilizaciones busca desestabilizar
Artículo siguiente¿Qué tipo de pruebas comprará Ecuador para detectar la viruela del mono?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí